• Administrador

Cientos de chihuahuenses en cadena de apoyos por Diego


Tras rifas, promociones y donaciones, cada vez más cerca la meta de juntar un millón 300,000 pesos y salir del Hospital Infantil

A sus 6 meses de edad es urgente realizarle un trasplante de hígado, que en este momento sólo se podrá practicar en un hospital privado


Desde diciembre pasado, Diego Miranda Holguín, de 6 meses de edad, espera un trasplante de hígado pero la atención hospitalaria concentrada en estos momentos en el COVID-19, retrasó ese tipo de procedimientos y para los padres del bebé, la única opción es realizarlo en una institución privada, donde les cobrarán alrededor de un millón 300 mil pesos.

Por ello, su familia y una amplia red de apoyos se han unido a la causa para recabar esos fondos, a través de actividades como rifas de joyería, televisiones, ropa, botellas de licor, jabones artesanales, pasteles y botas, así como hamburguesadas y promociones para aplicar shellac.

Numerosos establecimientos atrás de esas acciones con tal de recaudar lo necesario para que Diego pueda recibir un hígado y salvar su vida.

También hay dos cuentas, una en Santander y otra en Banco Azteca para realizar donativos.

Para Iskra Holguín Medina, madre del pequeño, la red de apoyos es una bendición y la oportunidad para que él pueda tener una óptima calidad de crecimiento.

No ha sido fácil, expuso la joven en la página oficial de Facebook de Apoyemos a Diego. (https://www.facebook.com/iskra.holguin/videos/10222528547625484/)

“Una semana antes de que cumpliera 3 meses, le diagnosticaron atresia de vías biliares y le hicieron una cirugía llamada Kasai, que es básicamente quitar conductos biliares y unir intestino al hígado, le tomaron una muestra para hacerle una biopsia y le pusieron un catéter en la pierna.

“Tuvo infecciones, se deshidrató, se descompensó, ayunos de días, malestares, sondas, le sacaban sangre diario, algunos días hasta 3 veces porque la muestra se coagulaba, su cirugía se abrió, 17 días en terapia”.

Iskra explica que después de ponerle respiración artificial para calmar su agonía, días después logró respirar con ayuda de oxígeno y más tarde, por sí solo.

Al cabo de una serie de transfusiones de sangre y plaquetas, vómitos, terapia de lenguaje, noches de mal dormir, temperaturas, canalizadas, 2 catéter y un PICC, mucho medicamento, curaciones, finalmente los médicos dijeron que el hígado tenía un gran daño: cirrosis y es urgente el trasplante.

Desde entonces, Diego ha permanecido en el Hospital Infantil de Especialidades, donde ya cumplió cuatro meses internado y pese a la gravedad de su enfermedad, él sonríe, disfruta sus baños y empieza a balbucear.

El personal médico intentó darle más tiempo a la familia de Diego, de buscar un hígado con una operación en diciembre, la cual falló y se abrió en febrero pero el dinero frenó el procedimiento.

“Sabemos que las cosas son difíciles para todos y más en estos momentos, y aún así nos apoyan, no me alcanzan las palabras para agradecerle a mi familia, amigos, conocidos y no conocidos, son pieza importante en este camino y todos y cada uno de ustedes lo son. Dios los bendiga, escuche sus oraciones y vea también las necesidades de su corazón”, subraya la madre de Diego, al agradecer también las cadenas de oración.

Para comunicarse con la mamá de Diego, puede comunicarse al Tel. (614) 377-2128.

906 vistas
No te pierdas ninguna de nuestras notas. ¡Suscribete ahora! Noticias Chihuahua

Solo registra tu correo electrónico.

© 2023 por GG Publicidad