• Administrador

Cosechas de agua, ya abastecen a 150 familias en la Sierra

Se replicará el modelo a nivel nacional, según Conagua; la iniciativa surgió de 5 OSC en Chihuahua y, la financió TransCanadá y la JCAS


El sistema se diseñó para poblaciones apartadas de los municipios de Guadalupe y Calvo, Guachochi, Urique, Chínipas, y Bocoyna

El programa de cosechas de agua, que consiste en captar el agua de lluvia, se implementó en Chihuahua para abatir la sequía y también resultó en la alternativa para dotar del vital líquido al 4% de la población en las zonas más apartadas de la Sierra Tarahumara.

Ese porcentaje es el único, que de acuerdo con el gobierno estatal, no cuenta con agua potable; el resto de la entidad sí lo posee en sus casi 250 kilómetros cuadrados.

En cambio, la región agreste de la sierra presentaba una situación diferente, por el terreno complicado, entre barrancas y brechas, y comunidades indígenas localizadas de manera dispersa.

A partir de ello, la Junta Central de Agua y Saneamiento (JCAS) optó por las cosechas de agua para desarrollar sistemas colectivos del líquido ya potabilizado y hacerlo llegar a poblados de 150 familias, con tanques o medios de almacenamiento y de ahí, se distribuye a las viviendas.

Un trabajo que se desarrolló de la mano de la sociedad civil. De hecho, el método de cosechas de agua, surgió de las propuestas de cinco Organizaciones de la Sociedad Civil (OSC) en el área serrana.

El modelo se diseñó para poblaciones apartadas de los municipios de Guadalupe y Calvo, Guachochi, Urique, Chínipas, y Bocoyna. Se requirió de una inversión de 45 millones de pesos, la cual aportó la empresa TransCanadá y el Gobierno del Estado.

Bajo la estructura de un convenio de coordinación con la compañía por la introducción del gasoducto El Encino-Topolobampo, se creó así, un equipo de trabajo entre la JCAS y TransCanadá que ha evaluado los términos técnicos, financieros y el impacto social de los proyectos presentados por las OSC para la construcción e instalación de sistemas colectivos y cosechas de agua en esa área.

El equipo evaluador –integrado por personal especializado de la JCAS, pertenecientes a las áreas de Proyectos, Calidad del Agua, Dirección Financiera y Apoyo a Organismos, así como del departamento de Inversión en la Comunidad de TransCanadá— ha ponderado el beneficio directo para 150 familias, lo que ya muestra un avance desde principios de este año que se implementó el modelo.

Las asociaciones civiles han sido las encargadas de implementar los proyectos sustentables, que tiene ante sí el reto de beneficiar a más de 6 mil personas de los municipios serranos.

De acuerdo con la Secretaría del Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT), la cosecha de agua de lluvia es una práctica que ayuda a reducir la explotación de los mantos freáticos y es potable, luego de pasarla por un filtro, o bien destinarla a usos domésticos y productivos que no implican la ingesta y redunda en la disminución de la huella hidrológica, es decir, con menor impacto ambiental en especial, en zonas áridas.

Por ello, el sistema se incluyó en el Plan Estatal Hídrico 2040, que la Comisión Nacional del Agua (Conagua) proyecta replicar a nivel nacional.

No te pierdas ninguna de nuestras notas. ¡Suscribete ahora! Noticias Chihuahua

Solo registra tu correo electrónico.

© 2023 por GG Publicidad