• Administrador

Inventan universitarios zapato antisecuestro

La plantilla contiene un chip que al activarse, envía un mensaje de alerta vía GSM a los familiares y da la ubicación en tiempo real de la víctima, vía GPS


Alumnos del Tecnológico Nacional de la Ciudad de México (TecNM) desarrollaron una plantilla para zapato, que contiene un chip, el cual se activa con el roce de los dedos y envía la señal por celular a los familiares: SafeFoot.

El proyecto multidisciplinario tiene en desarrollo poco más de un año, con la participación de estudiantes de octavo semestre de Ingeniería en Tecnologías de la Información y Comunicaciones, así como de Ingeniería Industrial del TecNM campus Gustavo A. Madero.

La idea de una plantilla inteligente para calzado surgió a partir de conversaciones entre compañeros con familiares que han sido secuestrados, “el tema empezó a ser cada vez más frecuente y se nos ocurrió que podíamos hacer algo para enfrentar este delito”, explicó la alumna Norma Itzel Vicencio Vicencio.

De acuerdo con los jóvenes, el movimiento del pie presiona el chip, al flexionar tres veces consecutivas con los dedos, lo activa y envía un mensaje vía GSM que alerta sobre el plagio y, al mismo tiempo, manda a los familiares la ubicación en tiempo real de la víctima, vía GPS.

Así nació, SafeFoot como una iniciativa con impacto social, que busca salvar vidas y dar alternativas ante el problema creciente de secuestros en el país.


Alumnos del TecNM trabajaron en el proyecto de “Safefoot” desde hace más de un año a partir de que cada vez más compañeros han sufrido el plagio de un familiar

Buscamos que las ideas de los estudiantes se puedan plasmar, desarrollar y sobre todo comercializar, y ellos lo vean como un proyecto de vida y no como un trabajo escolar, señaló Rocío Espinal Díaz, profesora de Formulación y Construcción de Proyectos Tecnológicos.

El TecNM es un organismo desconcentrado de la Secretaría de Educación Pública (SEP), creado en 2014.


¿Cómo funciona SafeFoot?


Los jóvenes describieron que la plantilla antisecuestro cuenta con un sensor de fuerza en la parte de adelante, donde van los dedos del pie, que es el botón con el que se activa el sistema de seguridad.

Mientras que en la parte del talón, están los componentes como la tarjeta de GSM y GPS así como la batería para mandar la señal a los celulares de la familia y la ubicación de la víctima.

“El GSM y el GPS es lo que ayuda a enviar la geolocalización se va actualizando en tiempo real”, señaló Vanessa Durán González, estudiante de Ingeniería en Tecnologías de la Información y Comunicaciones.

La plantilla de seguridad funciona con una pila recargable de litio y un chip de telefonía celular de cualquier compañía, con datos. Al llegar la alerta a la familia, el mensaje dirá: Ayuda, estoy siendo secuestrado.

“La batería se carga con un dispositivo de entrada 3.0 micro USB, que es el que todos tenemos y se puede conectar ya sea en una computadora o directamente a un enchufe de luz”, detalló Jorge Alberto Mondragón Escamilla, alumno de Ingeniería en Tecnologías de la Información y Comunicaciones.

En una situación de emergencia, la plantilla inteligente se activa con un movimiento sutil de los dedos del pie, que por dentro del zapato es imperceptible.

“Si la persona está siendo secuestrada, lo único que tiene que hacer es flexionar tres veces los dedos del pie, para que pueda activar la función de nuestro microcontrolador que es el GSM”.

SafeFoot luce como una plantilla de zapato normal de aproximadamente un centímetro de grosor.

Los componentes estarán encapsulados para evitar que se dañen por contacto con el agua o el sudor propio del pie.

La idea es que todo esto sea grabado en una tarjeta pequeña de silicio para que al momento que esté en la plantilla del zapato no estorbe, sea muy ergonómica y no moleste al usuario, añadió Jorge Alberto.

La plantilla es de un material llamado dimeticona, que es parecido al silicón, por lo que es muy flexible y muy cómodo para los usuarios.

En la primera etapa del proyecto, las tallas de las plantillas serán para personas de 18 a 30 años, que son los grupos de edad más vulnerables, según las estadísticas. (Con información de Excélsior y Tribuna)


Vanessa Durán, Norma Itzel Vicencio y Jorge Alberto Mondragón inventaron la plantilla inteligente para salvar vidas y ofrecer alternativas ante la creciente incidencia del delito

9 vistas
No te pierdas ninguna de nuestras notas. ¡Suscribete ahora! Noticias Chihuahua

Solo registra tu correo electrónico.

© 2023 por GG Publicidad